aprende la técnica del maquillaje strobing


La moda es lo natural, y es precisamente eso lo que viene a ofrecerte el strobing, un look natural y luminoso capaz de resaltarla frescura y lozanía de tu piel.

Si tu objetivo es conseguir un look y acabado natural a través del maquillaje, pues la técnica strobing es la adecuada para ti, te invitamos a conocerla.

Strobing no es Contouring

Es importante que sepas distinguir entre estas dos técnicas. Ten en cuenta que el contouring  1 se inclina por la combinación de tonos oscuros y claros para realzar las facciones faciales, el strobing busca obtener una piel luminosa, fresca y radiante que nos de una apariencia muy saludable; para conseguirlo este técnica busca destacar los puntos de luz del rostro, es decir, aquellas zonas que captan más la luz como, por ejemplo, el arco situado sobre el labio superior, la parte superior de los pómulos, la frente y la barbilla. Con ello, aporta un brillo y un esplendor al rostro que te hacen lucir más joven.

El Secreto del Strobing: el Iluminador

El cosmético favorito de la técnica strobing es el iluminador, con el cual se le da la mayor luminosidad posible al rostro. Pero, antes de conocer cómo aplicarlo, debes preparar la piel previo al maquillaje para que quede hermosa y perfecta. Lo primero que debes hacer es hidratarla, si no lo haces el strobing no quedará tan bien como deseas.

Cómo Aplicar la Base

Para continuar deberás aplicar una prebase que te permita alisar el rostro, para luego unificar el tono con la base de maquillaje que vaya de acuerdo a tu piel, pero deberá ser traslúcida y ligera pues las mate y compactas no se adaptan a esta técnica. Si no cuentas con una, Igual puedes usar tu base habitual mezclándola con un poco de crema hidratante, así podrás obtener el efecto de luz que caracteriza al strobing.

Ilumina tu Rostro

Cuando ya hayas logrado un acabado uniforme de tu cara, deberás preparar las zonas que iluminarás en ella con la ayuda del corrector.  Extiende un poco de este producto justo debajo de los ojos, los laterales de la nariz y el mentón y con la yema de uno o dos dedos difumínalo dando pequeños toquecitos para que se funda bien.

Debes elegir un corrector que se asemeje al tono de tu piel y que no te proporcione un aspecto artificial, de lo contrario no lograrás la luminosidad y naturalidad que caracteriza al strobing.  

Prueba con el Iluminador Líquido

La regla principal del strobing es la aplicación de un iluminador líquido con algo de brillo en puntos estratégicos del rostro para lucir una piel muchísimo más fresca y natural.

Aprende dónde debes aplicarlo exactamente:

  • Arco de cupido sobre el labio superior: se consigue aumentar la distancia entre el labio y la nariz y darle a los labios una forma más definida y sensual.

  • Frente: se aporta una mayor luminosidad a todo el rostro.

  • Encima y debajo de la ceja: se ilumina la mirada y se endulza la expresividad de los ojos.

  • Encima del hueso de los pómulos, es decir, en la parte más alta.

  • Sobre la nariz de forma vertical: se afina la nariz visiblemente.

Rubor en Crema

El toque final de esta técnica la conseguirás dando un poco de color a tus mejillas con rubor. En el strobing lo que se recomienda es el rubor en crema. Culmina dando vida a tus pestañas con una buena máscara que añada volumen y ya habrás conseguido el look natural y espectacular que deseabas.

1/2
Si te gusto este Artículo presiona el Botón Compartir
Articulos Relacionados de Maquillaje
Loading...