aplica el visagismo según tu tipo de rostro


Este tipo de estudio contempla el rostro femenino en el plano horizontal y el vertical, dividiendo la cara en tres áreas: la primera va del nacimiento del cabello hacia la base de la ceja y es llamada la zona intelectual; la segunda es zona afectiva: inicia en la base de la ceja y termina en la base de la nariz. La tres es la sensitiva y va de la punta de la nariz a la barbilla.

 

Con el visagismo podrás potenciar las facciones más bellas de tu rostro a través del maquillaje, además conseguirás un equilibrio entre tu expresión, estilo e imagen, conociendo mejor tu rostro y sacándole todo el provecho a tu belleza.

Tipos de Rostro:

  • Rostro Ovalado:

La frente suele ser un poco más ancha que la mandíbula, los pómulos tienen anchura sin ser angulosos y la barbilla es más corta que la frente. Para los especialistas es el rostro considerado ideal, no tiene angulosidades y transmite armonía. Cualquier corte o peinado queda bien, ya sea largo, corto, liso o rizado.

Ojos: Se debe potenciar la forma almendrada.

Recogidos: Todos te favorecen en especial, los despejados que potencian más el rostro.

Rubor: Siguiendo la línea del pómulo.

Pendientes: Cualquier forma y estilo.

  • Rostro Cuadrado:

Es un tipo de rostro corto, en él el  mentón es ancho y recto y las líneas de sien, tanto el  pómulo y mandíbula están en la misma línea. A este tipo de rostro le
favorecen cortes de líneas verticales, sobre todo escalonados, ya que consiguen suavizar el rostro, al igual que los recogidos altos favorecen, ya que alargan el rostro. Atención, ¡flequillos sólo ladeados! Favorece también el pelo corto y si lo tienes largo mejor ondulado para suavizar.

Recogidos: Favorecen recogidos altos y sin volúmenes en los laterales. La raya alta o en el centro.

Ojos: Sombras de ojos ascendentes y un poco de luz en la base de las cejas.

Rubor: Extiende el colorete horizontalmente desde la mejilla hasta la oreja con un toque de sinuosidad.

Pendientes: Pequeños y mejor ovalados y redondos. Si son largos mejor con poco volumen.

  •  Rostro Diamante:

Puede ser un rostro corto o largo pero con las sienes entradas, pómulo marcado y poca mandíbula. A él le sientan los  cortes con volumen en la sien y en la mandíbula, y le prestan los flequillos ladeados o rectos, dependiendo si es un rostro largo o corto. Cabello medio o largo, lacio arriba y con volumen abajo para compensar también son excelentes opciones en este caso.

Recogidos: Medios o bajos y bajos con greñas.

Ojos: Luminosidad en el centro del párpado.

Colorete: Aplicar el colorete desde el centro del pómulo alcanzando el borde del párpado inferior en dirección a la sien.

Pendientes: Este rostro se caracteriza por tener las mejillas prominentes y muy marcadas. Si este es tu caso, la mejor opción son los pendientes grandes y extravagantes, ya que van muy bien con esta forma de cara que suele ser grande.

 

PARA CONTINUAR LEYENDO PRESIONA EL BOTÓN DE SIGUIENTE

1/2
Si te gusto este Artículo presiona el Botón Compartir
Articulos Relacionados de Maquillaje