CLAVES PARA HIDRATAR BIEN LA PIEL DE LA CARA


A woman rubbing moisturizer into her skin

 

Empecemos por el por qué. ¿Por qué hay que hidratar la piel? ¿Necesita agua el interior de tu cuerpo? ¿Necesita que le des de beber? Pues lo mismo sucede con el exterior, tu piel: tiene sed y necesita agua. La aplicación de un buen producto hidratante, cada día y con una formulación adaptada a sus necesidades hará que tu piel se vea más jugosa, tersa y hermosa. ¿No te interesa el ‘premio’?

Como ya comenté en otro artículo, los 3 gestos básicos de cualquier rutina de belleza son limpiar, hidratar y nutrir.

Sobre cómo se realiza una limpieza cotidiana y adecuada ya hemos hablado. Vamos a centrarnos ahora en cómo hidratar de manera efectiva. Porque ¿sabes cuánta cantidad de producto tienes que aplicarte? ¿Qué tipo de producto elegir? ¿Te lo tienes que poner por la mañana o por la noche?…

Aprende más sobre belleza y maquillaje suscribiéndote a nuestro boletín de noticias semanal gratis y en menos de un minuto

La piel pierde agua por la del viento, el calor y el frío, el aire acondicionado y la calefacción, el tabaco, el paso del tiempo, la atmósfera de de los aviones… Hace unas décadas las hidratantes sobre todo lo que intentaban era actuar a modo de barrera en la piel para que no se perdiera el agua que ésta poseía. Así, el sol o el frío podían evaporar el agua que la crema aportaba pero en el interior permanecía la generada en el organismo. Pero en la actualidad los productos han evolucionado considerablemente y las nuevas fórmulas lo que intentan especialmente es aportar a las células los activos necesarios que les permitan conseguir unos buenos y constantes niveles de hidratación. Cuando esto se consigue la piel se siente más suave y flexible, las arrugas resultan menos visibles (si además las disimulas con trucos de maquillaje rejuvenecedor, mejor que mejor) y los productos de tratamiento (un iluminador, un sérum…) ganan eficacia.

El tipo de piel seca es muy habitual hoy en día pero no te equivoques, una piel grasa también puede estar deshidratada. O una sensible. Podrás identificar una piel seca deshidratada porque se nota tirante y porque de descama por la zona de las mejillas. Sin embargo la piel grasa se descama por la zona de las aletas de la nariz y en el nacimiento de las cejas.

Para continuar leyendo Presiona el Botón de Siguiente...

1/3
Si te gusto este Artículo presiona el Botón Compartir
Articulos Relacionados de Maquillaje
Loading...